lunes, 25 de febrero de 2008

La paradójica reflexión (de todos los años)

Ser seguidor de un equipo de fútbol cuya trayectoria te invita a hablar de cualquier cosa menos de fútbol es una de las múltiples paradojas que vive, año tras año, el seguidor colchonero. Pero no es la única, oiga.


Ver al Atleti jugar al fútbol es muchas veces una invitación a la reflexión profunda de por qué seguimos viendo partidos de fútbol. La desesperación, la impotencia, el bochorno o la más absoluta de las indiferencias son sensaciones familiares para aquellos que intentamos seguir al equipo día tras día, partido tras partido, competición tras competición. Vemos partidos lamentables de un equipo que juega mal, dirigido de forma bochornosa en todos y cada uno de los estamentos de su cadena de poder. Aún así, seguimos viendo partidos del Atleti y seguimos preguntándonos por qué lo hacemos.

La paradoja se vuelve ironía cuando nos damos cuenta de que sólo conseguimos encontrar aquellos motivos que antes nos impulsaban a seguir a los de las rayas rojas y blancas en futbolistas que visten de otros colores. Admiramos la calidad de otros equipos, nos atrae el arrojo y compromiso de otras plantillas, vibramos con los goles y jugadas de clubes que no tienen nada que ver con el nuestro, comulgamos con la forma de entender el juego de los aficionados a otros deportes. Vemos fútbol en otros y en los nuestros no vemos nada y eso equivale a que te guste la vida de todo el mundo salvo la tuya. Vamos, lo que se llama una desgracia.

El Atleti de este año desembarcó con una cifra record de fichajes, una serie de caras conocidas y promesas de un proyecto que compensara la venta del estadio y de Fernando Torres, el símbolo de una afición a la que le queda un único canterano en el equipo. Buenos resultados con fogonazos buen juego nos hicieron pensar que podríamos haber doblado una esquina, que podíamos haber enderezado la errática trayectoria de los últimos 19 años. Diecinueve, ya veinte, ni más ni menos, veinte años de pérdida de identidad con un único punto de enganche con la historia, un Doblete que cada vez nos parece más anecdótico y más casual y si me apuran más dañino por haber sido coartada de muchos desmanes. El aficionado veía al equipo jugar y se daba pellizcos, veía al equipo ganar y meterse arriba gracias a buenos goles de dos o tres buenos futbolistas y borraba inconscientemente muchos de los malos ratos pasados por culpa de este equipo sin sustancia que pulula desde hace unos años por el césped de ese estadio que, dentro de poco, derribará un señor con un cartucho de dinamita y taponcitos en los oídos. Se ganaba, se tenía la sensación de que se iba a ganar, se recordaban los aromas de la superioridad y la confianza y la victoria, poco brillante algunas veces pero segura casi siempre, que antes inundaban los alrededores del Manzanares en día de partido.

Los escépticos, que somos unos señores pesadísimos que no sabemos disfrutar de los buenos tiempos, mirábamos con recelo la imagen del equipo y mirábamos los precedentes con aire de científico de esos que prefieren hacer mil pruebas antes de atreverse a decir que la tiza pinta sobre la pizarra. Queríamos pensar que el Atleti del 2007 / 2008 podía estar a la altura de la historia, pero no olvidábamos que otros años habíamos tenido esa misma sensación pasajera. No es la sensación de ser seguidor de un equipo campeón, no es la sensación de alegría que dan los títulos. Es una sensación más modesta, menos brillante: la sensación de ser de un equipo que hace las cosas bien, que juega como debe, que pelea como su hinchada merece. No debería ser tan difícil.

Todos sabemos ya a estas alturas que esa sensación es provisional en el Atleti de Gil Marín y Cerezo, ese Atleti postizo que viste como el nuestro pero no es el nuestro, que juega donde el nuestro pero que ha vendido el campo para desatarse ya del todo de las exigencias del pasado, que viaja por Europa con la misma camiseta que el de antes pero ya no levanta miedo ni admiración ni respeto sino la misma indiferencia que despiertan en nosotros los oscuros equipos de la liga noruega, es un poner, que a veces paran por Madrid. Sin solución, cada año el equipo y todos los que aportan algo a su existencia, incluidos nosotros los de la grada, perdemos un poco de eso que teníamos y que ya sólo existe en los recuerdos de los mayores, entendiendo por mayores no los ancianos sino los que vivieron la era pre-Gil con uso de razón.

Cuando se sienta uno ante una televisión a ver al Atleti lo hace con la disposición del que se sienta delante de una pecera, casi seguro de que no verá nada interesante, resignado a hacerlo por inercia, sin ganas y con la vana esperanza de que el equipo no le de a uno un disgusto gordo. Es mucho pedir la mayoría de las veces. Resulta curioso ver, como ayer, que a los tres minutos uno ya no tiene ninguna esperanza, que cualquier reacción o remontada es sencillamente imposible para este equipo mientras que sí espera uno que le de la vuelta al marcador cualquier rival del Atleti. Resulta triste comprobar que, transcurrido medio partido, uno sólo se identifica con un jugador de los que está en la cancha, un jugador que además sólo lleva unos meses en el equipo pero que parece ser el único que siente como propios los patinazos de sus compañeros. Este jugador, que ayer metió un golazo mezcla de ganas y rabia y corazón y calidad, esto es, la misma mezcla que antes encontrábamos en el equipo al completo, debe preguntarse a estas alturas de la película qué hace en este equipo de pusilánimes.

Ver jugar al Atleti es, un año más, un tostón, una pérdida de tiempo, una apuesta segura por la indiferencia cuando no por el disgusto. Cada vez son más los aficionados históricos que renuncian a ver a su equipo, cada vez somos menos los que encontramos razones para hacerlo. Nos asombra tener más interés es un partido de Champions en el que no juega nuestro equipo que en un partido de liga en el que nos jugamos mucho; muchas veces no nos apetece ver al Atleti, no tenemos alicientes para ello. También cuando aceptamos la tozuda realidad de nuestra dependencia del equipo y finalmente le vemos jugar nos topamos con la paradoja de que vemos en el rival valores que deberíamos ver en los nuestros sin conseguirlo. El Osasuna es un equipo modesto con un campo difícil: su gente apoya a los suyos, que a su vez corresponden a la grada con agresividad y entrega. El Atleti sale en Pamplona con aires de peso pluma que se enfrenta a un crucero, deseando que acabe el tiempo y que no le aticen demasiado. ¿Cómo puede ser esto? ¿No tiene el Atleti plantilla e historia para salir en Pamplona a dar un puñetazo en la mesa o al menos a asegurar los mismos golpes que el rival sin rehuir el intercambio? Si la actitud contra el Osasuna es la de ayer, ¿cómo sería al jugar contra el Bayern una semifinal de UEFA? ¿Por qué el Calderón no es un campo que apriete? ¿Será porque los jugadores ya no dan motivo para ello? ¿Será porque la gente anda cansada de promesas incumplidas, timos anuales, gestiones catastróficas, anuncios lava-cerebros o plantillas bochornosas? ¿Será porque no hay comunión ninguna con jugadores que no entienden ni tienen por qué entender qué está en juego cada domingo? ¿Será por el hastío que produce ver una y otra vez cómo se ríen de uno en su cara sin que pase nunca nada?

El Atleti ha dejado pasar cuatro partidos para sacar algo de moral para los próximos partidos, con visitas a los campos de muchos equipos con los que se juega las castañas. Fuera de la UEFA, también parece resignado a hacer un papel menor en la liga. Al Atleti del año del fabuloso desembolso económico, del año de la venta del campo y de su estrella más brillante, sólo le queda una competición y la pelea con la intensidad y furia de un caniche mimado. Los hechos indican que este es el techo del equipo, esto es todo a lo que se puede aspirar este año: esperar fallos de rivales, encomendarse a los cuatro o cinco jugadores válidos de una plantilla de 23, confiar en algún cambio de viento. Han vuelto las críticas anuales, pero no parece que haya lugar para la esperanza de un cambio rápido. Aquél que hace y deshace sigue oculto en su guarida, sin que nadie sepa a ciencia cierta a qué se dedica. Su reverso visible sigue diciendo las mismas cosas que ya decía hace diez años, con idéntico resultado.

El domingo llega el Barça, el equipo que el año pasado nos metió seis goles, seis, entre la indiferencia de la grada y las risitas de Cerezo. Dios nos coja confesados.
___

Por cierto, el sábado jugó la selección española de rugby en el Central. Jugó contra Rumanía, un equipo potente y experimentado. Perdió. Sin embargo, la sensación general en la grada era positiva, España había jugado bien, un poco de fortuna le hubiera dado el partido, los jugadores habían echado el resto. Se perdía, pero no pasaba nada. El comentario unánime es que el equipo va a más, que se había mantenido el tipo más allá de lo esperado, que se está en el buen camino gracias a un colectivo con ganas de agradar y ganarse el respeto de rivales y aficionados.

Por la noche Inglaterra ganó a Francia en el VI Naciones, sacando un 100% de sus capacidades, peleando cada balón con inteligencia y ganas. Wilkinson hacía de estrella y anotaba puntos pero no escondía, placaba con entrega suicida a tipos más pesados y grandes que él. Los franceses reconocieron la victoria rival, los ingleses el futuro prometedor de un medio melé de 19 años y nombre poco francés, Parra. Los derrotados no sentían bochorno aunque apretaban los dientes, los ganadores estaban felices pero no humillaban al rival al que respetaban por su honestidad y entrega.

Qué lejos nos quedan algunas cosas.

68 comentarios:

Hele Atlética dijo...

Puff, me acuerdo perfectamente de tu crónica del partido contra Osasuna de la primera vuelta. Qué pena, como ha cambiado la cosa en unos partidos.
También me acuerdo de la del 0 a 6. Espero que la próxima sea diferente.

Un beso
Helena

ISMAEL dijo...

Declaraciones del tal Reyes hace unos días:..."frente al Bolton se empezó a ver al verdadero Reyes..." ¡¡¡¡¡¡¡¡??????????
Las crónicas de Raticulín.

Billie dijo...

Es cosa mía o los párrafos se repiten, es igual. Hay que empezar a darles caña a los que nos mal-presiden, o eso, o abandonamos el club y lo dejamos a la deriva. Yo voto por lo primero.

MJ Navarro dijo...

Con lo guapo que está José Antonio, D. Ismael, en el papel de Belinda, oiga.

ISMAEL dijo...

...Y Zeta Castro ha vuelto, pero ¿no se había retirado, y delegado en su hermano?
Que lío!

MJ Navarro dijo...

En su hermana, que tiene más carácter. Pero, oiga, si es Vd mi jefe. Clavadito.

ISMAEL dijo...

Me alegro que le guste, mi nuevo look epistolar...
¿se ha fijado, lo calladita que está la peña?
Nada como una exibición de Mariano Andrés, para animar bloggs... Pero, caramba, ¡si yo me había marchado!
Hale, hasta otro día, que descanse Usted bien.

MJ Navarro dijo...

el dueño es que debe estar a también como Belinda con lo de Mariano. Y Vd tápese un rato, gambitero, oiga.

Javier Díaz dijo...

Una pañolada el sábado antes de empezar el partido no estaría mal, no? Me da igual los que dicen que hay que animar al equipo: dudo mucho -pero mucho- que podamos quedar cuartos, pero no quiero que me eliminen de una supuesta ronda previa de la Champions, con un equipo sin sangre que no reconozco como ATM y con una directiva que no sabe gestionar (ya lo han demostrado suficientemente a lo largo de este tiempo). GilMar vete ya.

fueradelcalderon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
fueradelcalderon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
fueradelcalderon dijo...

Rojiblanco quedamos una hora antes del partido contra el Barça (sábado a las 19hrs.) en la puerta 0 para protestar pacíficamente contra la gestión de Gil y Cerezo. Tu club te necesita. ¡Acude!
http://fueradelcalderon.blogspot.com/

Eduardo Fernandez dijo...

Como suele ocurrir por estas lides, los de arriba se perpetuarán en el poder otro añito más, a Pitarch se le dará un poquito más de crédito y al mejicanito simpaticón lo echarán para alegría de todos.
Pero no, no vendrá Mourinho, ni Benítez, ni Juande, ni siquiera Radomir o el Cholo, por aquello de que se acuerdan de lo que es ganar algo con la rojiblanca.
Vendrá Emery, o Marcelino o Valverde ya que estamos. Y, sin tener nada en contra de ellos, será lo mismo que con Manzano, Ferrando y Aguirre. La presión les superará.
Con todo y con eso, para engrandecer nuestra desgracia, el sábado ganaremos al Barcelona, todos éstos se otorgarán cuatro semanitas más de crédito y erl Madrid nos agradecerá la ayudita.
Y al final de temporada, sextos, que ya nos va gustando..
Para que seguir..

PD: Se sigue buscando desesperadamente al capitán de un glorioso equipo que viste de rojo y blanco y juega en la orilla del Manzanares. Algunos dicen haberle visto, otros sólo creen haberlo soñado.. Se dignará a volver? Será cambiado alguna vez? Le quitarán un brazalete que le pesa como una losa?

futbolsevilla dijo...

Hola que tal.

La verdad es que este Atlético de Madrid me sorprende cada semana más. No se lo que le está pasando, si son los jugadores que le quieren hacer la cama al entrenador, o no se la verdad.

Pero después de caer eliminados de la copa de la Uefa ante los suplentes del Bolton lo menos que podrían hacer es ganar en liga el siguiente partido, y más estando presionados como están por el Sevilla.

Un saludo.

Carlos Fuentes dijo...

uy, el Sevilla
con suerte le vemos pasar por nuestro lado, me temo que al ritmo que llevan en dos semanas están por delante y en cuatro,a cinco puntos
a mi, señores, el equipo me desespera cada vez más. No llevo bien eso de que cada año pase lo mismo. Antes del partido del sábado, previendo algún pito al palco, la prensa afín al régimen llamará a la conjura de la grada, a hacer del estadio una caldera y todas esas zarandajas. Saldrá el debate de si preferimos perder para complicarle la vida al otro equipo grande de la capital, se alimentará la imagen de una afición pequeña y mezquina a quien sólo le queda el consuelo de los males del vecino, Gil Marín tendrá una subida de tensión y no estará en el palco por si las cosas se tuercen y Cerezo, el maestro de la tautología, nos dirá que es mejor ser cuartos que quintos, que las lesiones son malas, que el cesped es verde y que su socio está ausente. Lo de siempre.
Cuando a uno no le quedan ganas de ir a un Atleti - Barça es que algo va muy muy mal.

ISMAEL dijo...

Yo no pienso ni ver el partido ¿Pa' qué? ¿que no saben el resultado?

abantos1903 dijo...

Que si, que iremos todos al Calderón, o lo veremos en casa, aunque sea de reojo, o pondremos la radio a medio tiempo, a ver si suena la flauta...
Pero es triste no tener ganas de ir al Calderón con todo un Barsa, o ir acojonado de antemano, cierto maestro, lo nunca visto.
Así que, qué tal un partidazo, un intercambio de golpes demoledores entre dos grandes contendientes, como hace no tanto, y acabar dando el punch definitivo al contrario, y volver a la comunión de la grada y el equipo, y volver a hacer del Calderón un fortín, y volver a sentir el orgullo de la camiseta, y el orgullo por los que la sienten, e irse a tomar unas birras después al resines, orgullosos de haber derrotado a un gran equipo en un partido lleno de coraje y corazón, y regresar a casa con esa sonrisa indeleble en el rostro, y que esa chica tan especial que te espera te la devuelva, y acabar como de deben acabar estos días, y levantarse para ir a tomar un cafe ojeando la prensa, aunque sea vikinga, y revivir la victoria, y......

MJ Navarro dijo...

Ay, Fernández, oiga, qué pertinaz con lo de Maxi, pardiez.

Eduardo Fernandez dijo...

Es que en ocasiones, Miss navarro, me vienen a la mente gente como Futre, como Torres o como el Cholo Simeone, y me pregunto que han hecho algunos para ganarse algo tan serio como ser el capitán del Atlético de Madrid. Será que a algunos esas cosas ya no os importan..

ISMAEL dijo...

Usted métase con la MJ, Sr. Fernandez, pero, luego, no se lamente...

Carlos Fuentes dijo...

desde que llego Fernández me fijo más en Maxi. Es verdad que le veo blandito como capitán: no se come a los árbitros, ni a los rivales, pero sobre todo no se come a los compañeros.
El problema, empero, es peliagudo ... a quién ponemos? Porque a mi sólo me salen dos recién llegados con los arrestos necesarios, pero llevan siete meses en el club. Claro que cuando piensa uno que Valera ha sido capitán en este equipo ...
También preguntaría a Fernández, sobre Maxi (aparte de su capitanía), le quitaría Vd contra el Barça? Con quién jugaría? con Reyes o Luis García por la izquierda? (asumiendo que llega Simao)Ojo que no va con sorna

MJ Navarro dijo...

Hombre, Fernández, igual Vd está en la esencia del sentimiento y otros apenas floreamos, oiga. Será eso, ea, aunque fíjese, puede que me importe tanto como a Vd, mire.
Puede que Maxi no esté bien, y puede que no tenga el carácter que quisiéramos, pero a mí siempre me ha parecido que hace muchas cosas sin necesidad de aspavientos, y que sabe lo que es el Atleti. A mi es que me gustan de natural prudentes.

Spytama dijo...

Quizás no sea consciente de que en el narcotizado marco periodístico usted es la voz de muchos de nosotros, atléticos orgullosos de serlo, más cercanos a los tiempos de Ben Barek que a los de Cleber.

Siga usted así, maestro.

Salve.

Carlos Fuentes dijo...

gracias oiga
y suerte con el blog, pasaremos a visitarle

Eduardo Fernandez dijo...

La capitanía debe de concederse bajo tres baremos, bien por ser el jugador más antiguo de la plantilla (en este caso creo que se lo deberíamos de dar a A. Lopez); bien por ser el mejor jugador del equipo (en este caso Agüero o Forlán podrían pedirlo, aunque al Kun todavía le quedaría algo grande); o en último lugar al futbolista que más caracter demuestra sobre la cancha, más profesionalidad, más empaque.. ( y en este caso creo que Raúl García se lo merece más que ninguno).
Como ya dije en una ocasión por aquí, yo a Maxi no lo quiero fuera del club ni muchisimo menos, porque sigo confiando en él. Pero lo hago en la justa medida que sus condiciones pueden ofrecer. Precisamente por esa desaparición de buques insignia, él decide tratar de crear juego, dar el último pase y meter los goles y finalemnte no consigue hacer bien ninguna ellas. No es sólo culpa suya, también lo es del que le pone en el once y no le explica qué es lo mejor para el equipo.
Espero con ansiedad volver a celebrar sus doce golitos por temporada.
Y con esto acabo, que el del chino está llamando a la puerta con la comida, probaría a dejar a maxi fuera y que Luis García entrase en su lugar. Eso si, tendría que explicarle alguien antes, que valen lo mismo los goles de volea por la escuadra que rasitos y al palo contrario..
Le juro que los celebraría igual en estos momentos..

MJ Navarro dijo...

Ea, Fernández, coma, que lo primero es antes, oiga. Mola Vd mucho como duelista, que lo sepa. Estaría por darle la razón en alguna cosilla sobre Maxi, pero prefiero que nos sigamos chinchando, mire. El capitán, ese que ha conseguido enderezar al Kun, y servidora, le saludamos con afecto, fíjese qué cosas.

Eduardo Fernandez dijo...

Que no hay forma, que no me deja Vd comer tranquilo.. Se agradece tener pequeñas discrepancias de este tipo con gente que sabe de lo que habla, como Vd o como el Sr. Fuentes..
Como peloteo ha estado bien, lo sé..
Pero es cierto y lo pienso así..

Con respecto al "enderazmiento" del nuestra estrella.. No se si tengo la suerte o la desgracia de vivir en Majadahonda, de que entrenen a menos de 500 metros de mi trabajo y de que éste en concreto decida tomarse copas demasiado de vez en cuando en sitios que yo también frecuento más de lo que debería.. No sería justo decir que se sobrepase, pero para estar enderezadito, le queda un ratito..
Pero vamos, es de los poquitos que se merece poder salir a partir de cierta hora a la calle..
PD: Nadie se ha parado a pensar que ahora que nuestra joyita está acurrucadito en brazos de la hija de Don Diego Armando.. ¿Por qué no Pitarch se hace ya con los derechos de ese posible hijo entre ambos? Por genética, seguro que apunta alto no me digan.. y así de paso que deje de viajar a Brasil a robarle futuros futbolistas a la Liga Nipona..
Un saludo, que se me enfrían los rollitos..

Eduardo Fernandez dijo...

Enderezamiento!! me ha costado, pero creo que ahora he conseguido escribirlo como Dios manda..

MJ Navarro dijo...

El taciturno Sr. Fuentes sabe, sí, aunque lo explique todo muy cortito y como con pereza al escribir, fíjese. Lo mío es pura inconsistencia intelectual, pero le agradezco el detalle. Educado, oiga. Y a enderezadito me refería a que ya no toma garrafón, que no es fácil tal y como está la juventú, caballero.

Hele Atlética dijo...

Sé de buena tinta que Maxi lleva una camiseta de los stones debajo de la rojiblanca. Apuntado este hecho, creo que el debate sobra. Maxi ES el capitán.

Carlos Fuentes dijo...

debe ser más de Charlie Watts que de Keith Richards, empero

ISMAEL dijo...

Me ha parecido oir por ahí a la Navarrich (¡como le echo de menos, D. Jesús!)HABLANDO EN SERIO.
Dios mio, no me lo puedo creer... ¡si que soplan malos los vientos...!
Sr. Fernandez, no se enfade hombre, yo también fui duelista, otrora. Eran tiempos mejores, y el Sr. Doggy y yo discutíamos los valores y carencias del equipo, un equipo que parecía... enfín, ya lo saben ustedes de sobra.
Yo pondría de Capitán a Reyes. Perdiríamos lo mismo, pero nos reiríamos más.

MJ Navarro dijo...

Me encanta su idea, Su San, oiga. Y en serio, echo de menos a D. Jesús muchísimo. Ay, esa insolencia tan encantadora.

MJ Navarro dijo...

Aprovechando una lavadora, me he asomado a tender y le he dado una voz, oiga.

ISMAEL dijo...

Llámeme Mon Se.
D. Jesús es una gran pérdida. Dicen que andaba liado con una desaladora...

MJ Navarro dijo...

Con lo desaborías que son las desaladoras, Mon Se, oiga. Le estoy aporreando la puerta gritando Vilma!, pero ná.

Marisar dijo...

This comment has been removed because it linked to malicious content. Learn more.

Zulkijora dijo...

See HERE

ISMAEL dijo...

See here, o here... ¡ya está bien, recórcholis!
déjense de anglicismos.... o llamo a D. Jesús, y verán , verán.

MJ Navarro dijo...

Advierto a los recórcholis que tengo una pistola de agua que lleno de amoníaco certerístima. Pelmas, oigan. Y D. Ismael, pierda toda esperanza: a D. Jesús le va genial con la desaladora. Yo una vez salí con un camión de la basura y nos entendíamos con la mirada, fíjese.

ISMAEL dijo...

Es que Usted, con la mirada, hipnotiza a cualquiera.
¿se ha fijado que ya no vamos quedando muchos por este descampado?
Incluso el llamado "maestro" esta mohino, solo contesta a los nuevos.
Nada de proponer un debate, ahora tan de moda, entre Abbiati y Mista, por ejemplo, o entre Gil Marín y Cañita brava... no sé, algo.

Carlos Fuentes dijo...

intento opinar, pero llego al final de sus comentarios y me entra un sopor irresistible ...

MJ Navarro dijo...

Tiene Vd toda la razón, D. Ismael,el dueño responde a los nuevos y les da la razón, además. (Aquí el dueño hará un chiste sobre un periódic y entonces mutaré en Pepepótamo, ya verá). Sin ir más lejos,con Fernández y Menéndez está felpudo, oiga.
¿Qué le parece un debate entre Reyes y Barragán, el de "No te rías que es peor"?

MJ Navarro dijo...

Encima, faltón, ea.

Carlos Fuentes dijo...

por cierto, buen artículo de Rubén Uría en su blog acerca del enésimo bochorno de nuestro bochornoso presidente
http://elhacha.wordpress.com/2008/02/27/el-antes-y-el-despues-de-esta-fotografia/

ISMAEL dijo...

Está serio, el Fuentes, parece un notario ¿habrá perdido el humor?
Hasta ahora, no nos había faltado, pero ya se ve que son tiempos de zozobra... y eso que somos los que le llenamos las estadísticas.
Yo me mascullo, que nunca debimos de burlarnos de Mariano, ni llamarle Marianico el Corto, y esas cosas... nos ningunea, nos ningunea.

MJ Navarro dijo...

Ni una paellita más, prométamelo, oiga. A partir de ahora, que se compre Brillante.

Carlos Fuentes dijo...

están Vds con los grupitos que ni gran hermano, oiga

MJ Navarro dijo...

Pues agradézcalo, que de lo contrario, habría eco, oiga.

Carlos Fuentes dijo...

mire que es Vd mala persona

ISMAEL dijo...

Esto va camino de acabar "con pan y cebolla".
Ni paellitas, ni arrocitos con conejo y caracoles, que está muy faltón.
Yo, que me había ido, me vuelvo al agüjero, hasta que vengan mejores tiempos... que reinen los Fernandez y Menendez. Adios Doña MJ, le dejo en este lounge...

MJ Navarro dijo...

zzzzzzzzzzz

yo_menendez@hotmail.com dijo...

por alusiones: los nuevos deben callar y aprender, y me encanta ser tan bien recibido, y supongo que ira con mi caracter atletico el recibir la ''envidia'' de los antiguos del lugar, los que (repito) enriquecen el blog.
Ahora quien pelotea??Seguro que no aparecen ahora esas criticas.

Ahora en serio, este blog da la vida, supogno que cuando me adapte mas y se entienda mi ironia mal expresada, sera mejor aun para mi.
Un abrazo para todos.

MJ Navarro dijo...

Perdone, Menéndez, me quedé frita con el "shilau". Pero bueno. Si es Vd saladísimo, oiga.

ISMAEL dijo...

No se le ocurra abandonar su ironía, señor Menendez, no se le ocurra: es lo que nos queda.
Porque, claro, si les parece hablamos de futbol, y de nuestro amado equipo...bueno, tal vez de los jugadorazos y directivazos que nos han tocado, porque a los colores les seguimos fieles, pero a los jugadores... vaya ripios.
Así que nada hombre, nada. Volvamos a la ironía que lo pasamos más bien (aunque al titular/ propietario le moleste que no seamos serios, sesudos y conpungidos).
Veamos: el gran Mariano corre y corre y corre, pero ¿soy acaso yo, el guardian de mi hermano...?

Eduardo Fernandez dijo...

No hay forma Sr. Menéndez, nos ausentamos un par de días y sin comerlo ni beberlo nos sitúan en un bando (el de los nuevos), y nos acusan de corporativismo hacia el mandamás de este recinto. En fin.
Cada día disfruto más de este blog y de sus integrantes, sin exclusones..
No aparezco desde ayer porque llevo dándole vueltas y vueltas a la forma de acabar con ese Sr. que se enfunda la camiseta de nuestros enemigos y además sonríe.. Estoy tratando de que parezca un accidente pero no es tan fácil, no se crean.. Admito sugerencias..

ISMAEL dijo...

Ese es un grave problema, el de la adicción de este blogg: te vas un día a cualquier parte y te despellejan. Fíjese en D. Jesús.
Por cierto ¿quien es ese señor al que hay que "dar el pasaporte"?
Con lo de la sonrisa me ha despistado Usted.

ISMAEL dijo...

Vale, vale, ya he visto al Cerecín...
¡Que verguenza, Dios mio!

Carlos Fuentes dijo...

gracias a Dios que han vuelto Menéndez y Fernández, que esto estaba como una jaula de grillos.
Sólo falta Doggy, así que recomiendo a Ismael a que le invoque aferrándose a su nuevo avatar y al grito de "Ven, Señor Jesús"

ISMAEL dijo...

Señor Fuentes, veo que va recuperando algo del tono mordáz que le hizo famoso.
Por cierto, que ahora que le veo parlanchín, aprovecho para hacerle una pregunta que me lleva carcomiendo de un tiempo a esta parte:
Usted, de quien me informan que juega de Central en su equipo de aficionados (modalidad senior/senior) ¿en quien se inspira cuando sale "al corte"? ¿en Fabiano, en Zeta, en Kaiser Jhossé?
Ayúdeme hombre...

Carlos Fuentes dijo...

yo, más que central, soy líbero. Medio centro defensivo en campo grande, líbero en fútbol siete. De la escuela de Pereira, pero sin fantasía. Lo que mejor me define es un cruce entre Matías Sammer, por colocación y tempo, y María Teresa Campos, por forma física y estampa.
Y Vd, de qué juega?

ISMAEL dijo...

Yo juego de Reyes: Tropiezo, intento regatear con ningún éxito, paso el balón al contrario e inicio su jugada de contraataque, paseo por el campo con cara de cansado, gesticulo, protesto, me esgresco y soy expulsado. Alguna patada con malas artes también lanzo, y no insulto al entrenador cuando me cambia, porque no tenemos entrenador (ni recambios, normalmente).
Enfín, que no me explico como no se fija en mí JGP, y me paga una millonada (incluyo generosa comisión, por si se acaba interesando).
Pero, vamos, prefiriría ser como Phil Mickelson, la verdad.

Jesús dijo...

Siete días entre nubes y claros en la costa almeriense sientan divinamente. Con decirles que lo del Bolton y lo del Osasuna lo oí, entrecortado, por la radio. Para las sendas depresiones: paellas marineras sobre la arena aguamarguense. Para olvidar: un fiestón secreto en los valles del Cabo de Gata. En fin, que les noto mucho más alterados que cuando me fui y esto parece, ya definitivamente, una clase de tracas: Fernández, Fuentes, Menéndez... Yo diré lo que decía entonces: presente, servidor y me quedo a Comedor.
Y, ahora, pregunto: ¿alguien cree que ganaremos el sábado? Yo sí.
Forza Atleti!

ISMAEL dijo...

¡ El niño perdido, y hallado en el Templo!!!!

MJ Navarro dijo...

Y vuelve en modo optimista, Virgen Santísima. Pues yo vengo de misa, no le digo más, de rezarle a San Rossend, Festividad del 1 de Marzo. Sí, ya ven, el santo hablaba catalán. Sopla todo a favor, oiga.

Carlos Fuentes dijo...

San Rossend Mercat? no era del Atleti este?

Jesús dijo...

Eso decía, aunque lo que más le gusta es blanco como la nieve, pero no exactamente como a Pelucas Cerezo...

MJ Navarro dijo...

Era, pero igual se ha vuelto a morir de vergüenza y se ha abonado al Mallorca, oiga. Le he puesto un velón, por si.